Seguidores

domingo, 7 de julio de 2013

UN MUNDO SIN MIEDOS, Drunvalo Melchizedek


Es un tiempo en el que estamos a punto de movernos de un modo de ser a otros completamente diferentes. No podemos ver eso ahora mismo; podemos hacer alusión a eso, SENTIRLO, ver que hay enormes cambios que ocurren alrededor de nosotros, pero el tipo de cambio que está por ocurrir va a ser bastante sorprendente para la gente porque son de una naturaleza diferente a lo que nos estamos encaminando.

Es de una naturaleza en la que las viejas formas, las formas con las que estamos familiarizados, comienzan a DISOLVERSE a maneras que son un tanto desconcertantes. Al mismo tiempo, nuevas formas comienzan a reemplazarlas, que son muy refrescantes porque son amorosas, amables y fáciles. Son el tipo de cosas que las mamás les hacen a los chicos, saben… y las ideas que nosotros hemos sostenido, como por ejemplo la guerra de las galaxias, tenemos la idea de que en el Universo están peleando unos contra otros, vamos a descubrir que esto no es cierto, que en realidad el Universo es un ser vivo, consciente, y muy, muy viejo que se ocupa de lo que le ocurre a sí mismo de muchas maneras.

Entonces, como dije, las ideas de la guerra de las galaxias sólo son un miedo mental atávico de los humanos. En verdad, el universo hace todo lo que puede para ayudarse. Estamos entrando en un tiempo en donde eso va a resultar obvio. Donde parezca no haber esperanza, va a aparecer el apoyo, y donde todo parezca como que no hay salida, vamos a encontrarla. Vamos a ver la luz para atravesar la oscuridad. Es un tiempo de gran esperanza en el que estamos entrando.

Los mayas, cuando hablan de este tiempo lo llaman El Fin del Tiempo, porque es el fin de un ciclo muy largo de tiempo, y el comienzo de un nuevo ciclo. No es que todo llega a un final, es el fin de un ciclo y el comienzo de otro. Pero… depende de qué parte del ciclo estén hablando los Mayas. Si lo hacen de la parte vieja del ciclo, que es aquello con lo que estamos familiarizados: los sistemas bancarios, las religiones, los gobiernos, y todo este tipo de cosas, eso se va a volver extremadamente inestable: y, si ellos están en lo correcto, va a caerse a pedazos, completamente y a disolverse.

Lo mejor es que en su lugar habrá una forma de ser completamente nueva. Una forma que no hemos visto en la Tierra, ni en la vida de prácticamente nadie por miles y miles de años; donde el miedo desaparece.

Estamos cerca del final de la polaridad y dualidad con las consecuentes ideas del Bien y el Mal; toda la estructura de lo que significa el Bien y el Mal, lo que es mucho más complejo.


Si miran a la idea del Bien y de Mal o lo Bueno y lo Malo, no importa en cuál de las polaridades se ubiquen, verán también que hay una tercera. Tienen caliente y frío, y entonces existe tibio; arriba y abajo, estando el medio. Si ven Sol, Tierra, está la Luna. Si ven hombre, mujer, está el niño. Nuestro tiempo es pasado, presente, futuro; el espacio es en los ejes X, Y, Z. Todo es una función de cómo estamos interpretando la realidad: Como Una. Y esa realidad Una, no va a cambiar… pero nuestra conciencia es la que sí va a cambiar. Cuando lo haga, vamos a dejarla caer, y no vamos a verla más. En lugar de eso, vamos a ver la Unidad de toda la vida.

En la percepción de eso, cuando la percepción cambia, entonces lo cambia todo. Nuestra sensación de carencia, necesidad o imposibilidad, o las cosas que tenemos que SANAR, todas esas cosas desaparecerán; simplemente se terminarán. Entonces, nos damos cuenta que el Universo todo es un Ser Viviente y que sólo hay un Espíritu moviéndose a través del Todo, así como una sola conciencia.

Una forma nueva de percibir entra en la vida sobre la Tierra y nosotros, en nuestra vida actual, vamos a experimentar esto. Quiero decir, justo ahora, en este momento.

Parece que no puede ser, ¡el mundo está loco, todo está cada vez peor! Siempre hay guerras tratando de matarse unos a otros; los sistemas financieros están a punto de romperse completamente; y así todo…

No es eso lo que los ancianos están diciendo en este planeta, lo que dicen es: “finalmente hemos entrado a este lugar, y estamos a punto de ver algo completamente nuevo”. Aunque es muy viejo, en verdad no es nuevo para nada.

No es que haya una misión, no es que haya que hacer nada; se trata de transformación. Es vibración. Es la condición de SER, más que de hacer.

El hacer, ese “tengo que hacer esto o lo otro, o lograr algo” es parte de la conciencia de polaridad. Pronto vamos a estar en un estado, al que en realidad ya hemos entrado; es un bebé que todavía está creciendo.


La sola idea de necesitar hacer algo para lograr algo, o que necesitamos algo porque sentimos que nos falta, va a ser obsoleta. Esas ideas no van a ir más con nosotros porque vamos a tener la habilidad de lograr cualquier cosa instantáneamente; en cualquier nivel INIMAGINABLE de la existencia. Estamos a punto de lograr el control de Sueño del Corazón, lugar en donde ocurrió la Creación, en primer lugar.

Nosotros creemos que estamos viviendo en un planeta que flota alrededor del Sol. ¡No es cierto! ¡No hay planeta; no hay Sol! No hay nada, es pura conciencia y nada más... Las imágenes que estamos mirando, las estrellas, los planetas, las lunas y todo, son en realidad un sueño que fue creado en el corazón hace mucho tiempo.

Cuando entremos nuevamente en el estado del Corazón Viviente, y comencemos a soñar del modo que lo hacíamos hace millones de años, nos daremos cuenta de que podemos cambiar cualquier cosa.

Al comienzo, cuando eso ocurre, es grandioso; la gente se entusiasma muchísimo, en realidad usualmente lo que pasa – y esto lo hemos visto ocurrir esto en otros planetas, en otros lugares y otros tiempos-decimos ¡Wau! Y sí, es verdad que comienzan a corregir todas las cosas en sus cuerpos, sanando todo, obteniendo todo tipo de dinero y lo que creen que necesitan, para luego darse cuenta de que hay mucho más que eso, dejando todas esas cosas al borde del camino.. Lo que hacen es ponerse realmente hermosos porque podemos cambiar cualquier cosa que queramos, el cuerpo es solo una imagen. Llegamos al punto de darnos cuenta que hay mucho más. Es en ese punto donde el nuevo ciclo comienza.

Es una etapa y es un camino… nosotros estamos en el pasado de este viaje que ya ocurrió. Lo que la vida está a punto de hacer es algo que nunca ha hecho antes, nunca. Es la primera vez desde la Creación de todo, que ha decidido ACELERAR las cosas. Entonces, en lugar de que lleve millones de años el hacer estos diferentes niveles o pasos, van a ser hechos -a veces- en minutos. Estamos a punto de ir a la velocidad de la luz a través de la evolución, y a través de muchos, muchos niveles que normalmente toman miles y miles de millones de años para lograrse. Vamos a alcanzar esto muy rápido. Desde el punto de vista de la experiencia, como en dos años terrestres, de lo que normalmente tomaría de 10 a 15 mil millones de años para llegar allí, lo que vaya a ocurrir es entre La Fuente, El Creador Padre-Madre, Dios. Para entonces nos daremos cuenta de que somos Dios.


- Drunvalo Melchizedek -
Publicar un comentario