Seguidores

lunes, 16 de julio de 2018

LOS HIJOS NO SE VAN......



LOS HIJOS NO SE VAN, es la vida la que se los lleva…

Hay que aceptarlos con esa condición, hay que criarlos con esa idea, hay que asumir esa realidad.
No es que se van… es que la vida se los lleva.

Ya no eres su centro ...Ya no eres propietario, eres consejero.
No diriges, aceptas ... No mandas, acompañas ... No proyectas, respetas.

Ya necesitan otro amor, otro nido y otras perspectivas.

Ya les crecieron alas y quieren volar ... Ya les crecieron raíces y maduraron por dentro ... Ya les pasó las borrascas de la adolescencia y tomaron el timón ... Ya miraron de frente la vida y sintieron el llamado para vivirla por su cuenta ... Ya saben que son capaces de las mayores aventuras y de la más completa realización.

Ya buscarán un amor que los respete, que quiera compartir sin temores ni angustias las altas y las bajas en el camino, que les endulce el recorrido y los ayude en el fin que quieren conseguir.
Y si esa primera experiencia fue equivocada, tendrán sabiduría y las fuerzas para soltarla, así, otro amor les llegará para compartir sus vidas en armonía.

Tienen un camino y quieren explorarlo, lo importante es que sepan andar lo, tienen alas y quieren abrirlas ... Lo importante es el corazón sensible, la libertad asumida y la pasión a flor de piel.

Tú quedas adentro, en el cimiento de su edificio, en la raíz de su árbol, en la corteza de su estructura, en lo profundo de su corazón. Tú quedas atrás. En el beso que les mandas. En la oración que los sigue. Tú quedas siempre en su interior, aunque cambies de lugar.

domingo, 15 de julio de 2018

ERES UN ILUMINADOR DE CORAZONES



ERES UN ILUMINADOR DE CORAZONES

La luz engendra a la luz.
El amor engendra al amor.
Esa es la historia completa de la existencia.
Esa es la trama de la vida.
Sin embargo, tú aún piensas que la vida es una situación apremiante.

¿Y si acaso supieras que existe una Gran Luz que te ilumina?
¿Y que cuando dos Seres Humanos se encuentran, ellos son como dos palillos pegados juntos por una Mano No Vista, y entonces encienden, una y otra vez, dos llamas que se funden en una sola?

¿Y si cada persona que conocieras fuera como una especie de nota adhesiva que te recuerda que tu luz está encendida?
La luz que reside dentro de ti solamente puede estar encendida.
Únicamente parece que se opaca debido a irrelevancias.

Tu tarea parece ser la de aclarar tu luz para que otros puedan verla fácilmente. Esto es lo más sencillo por hacer.
Y habrá algo en los ojos de los demás que te hará saber que tú lo has logrado.
Y sin embargo, tú no tienes que ver esa luz sensible.

No estás aquí para conseguir señales de que has triunfado.
Estás aquí para responder a Mi llamado de irradiar más luz.
Cuando lo hagas, sentirás una respuesta dentro de ti mismo que dirá,
"Sí, es ésta. Ésta es la señal indicada".

Eres un iluminador de corazones.
Tu corazón se ilumina, y ahora compartes tu luz.
¿Qué tan difícil puede resultar hacer esto?
Recuerda que tu llama arde por Mí y no por los otros, aunque ellos también sean beneficiados con ella.

Silenciosamente, vives para Mí, y así sigues Mi Voluntad.
No es difícil conocer Mi Voluntad.
Yo te acabo de decir lo que es.
También te he dicho que es lo que tú más ansias hacer, ya que Nuestras Voluntades están alineadas.

Tu verdad no está separada de la Mía.
Las tangentes no son tu voluntad.
Ellas simplemente te distraen de tu voluntad.
Tú eliges los detalles de tu vida.
Pero no eliges el propósito de la misma.

No tienes otra opción más que difundir luz.
Tú batallas en causas perdidas cuando piensas que existen otras opciones.
Y cada vez que intentas algo nuevo, lo descubres.
No por lo que te ocurra en el exterior, sino por lo que te suceda interiormente.

Tu vida no se edifica a partir de lo que te sucede.
Tu vida se edifica a partir de tu luz y de cómo la haces brillar.
Eso no requiere esfuerzo.
Más bien es evitar al esfuerzo, el cual a menudo quiere determinar algún resultado en particular.

Pero tú no estás tan preocupado por los resultados, ya que eres un iluminador.
¿Cómo brilla la luz?
Tan solo brilla.
No tiene miedo de hacerlo.
No piensa en que harán los otros con ella.

La luz es luz, y está hecha de si misma.
Tú reflejas tu luz.
La estás reflejando ahora mismo mientras lees estas palabras.
Tu luz se impregna a través de toda existencia.
Se irradia hasta la estrella más lejana, porque tú eres el eco de una estrella.

¿Qué puede hacer una estrella más que brillar?
Reflejada en Mi luz, emite Mi luz.
¡Qué feliz que es una estrella!
Considera a cada estrella del cielo nocturno como un destello de Mi luz irradiado a través de ti.

O considera a cada estrella como a una vara sostenida en Mi mano para exaltar tu luz. La luz es recíproca.
También es interminable.
Infinita y circulante.

La luz se extiende a través de todo.
Corta el acero.
No existen los límites para la luz.
La luz viaja al mismo tiempo en que se queda en el lugar.

Tú eres la velocidad de la luz.
Y eres un viajero de la luz.
Y eres la luz que nunca se mueve.
Tú irradias luz.

Y ahora piensa en esto:
Es Mi luz la que tú irradias.
¿No es eso maravilloso?
¿Cómo te hace sentir eso?
¿Estás contento al saber que eres un privilegiado dentro de un universo de seres privilegiados?
¿Estás contento al saber que tú eres la luz entre muchas luces?
La luz es la verdad acerca de ti, y no todas las demás cuestiones.


*Fuente, autoria y cortesia de la nota, por: Roberto Trevilla Baz.

martes, 19 de junio de 2018

HUELLAS ENERGETICAS Y KARMICAS EN LAS RELACIONES



Cuando se tiene una relación sexual con alguien comienza todo un proceso energético. Principalmente los chakras raíz de ambos se unen y desde esa intimidad las auras se funden, se fusionan para crear una gran energía áurica alrededor de ambos.

Al separarse, dejan una huella energética y kármica. Cuando más relaciones se tienen con una persona, más profunda es la conexión. Por eso a veces recuerdas tanto a tu ex o al amante o con quien hayas intimado, cambia tu vibración y creas lazos energéticos que los unen donde posteriormente se siguen transmitiendo energía a nivel sutil.

En cada relación se adquiere parte de la energía del otro. Si tienes relaciones con gente densa, inconsciente, carente de luz y amor, inestable... Adquieres lo mismo...

Cambias a un paradigma en que nada te hace feliz aunque tengas muchas razones para serlo. Si la otra persona hizo algo que marcó su karma, también lo adquieres tú y eso atrae a experiencias negativas.

Por el contrario si tienes relaciones con alguien consciente, lleno de luz, de amor y que mantienen su energía limpia, se genera un maravilloso intercambio de energía positiva para ambos individuos. 

Ambos se elevan en amor y consciencia. La energía del amor y la sexualidad es tan grande y mágica que los hace vibrar tan alto que llegan a un estado expandido de la consciencia. 

Esa energía también queda en ti como nuevos códigos de luz. Si te acuestas con una persona con pareja, en consecuencia adquieres la energía de esa persona y su pareja (y las parejas de su pareja).

Pero todos hemos tenido sexo casual, aventuras y/o locuras... Tranquilos, no hay culpables, solo personas inconscientes y se puede cambiar cuando se decide. - Primero por vibración: Atraemos lo que somos.

- Segundo por aprendizaje: La otra persona es un reflejo de ti, te mostrará tus sombras para que puedas reconocerlas y mejorar.

- Tercero por conflictos internos: No te amas, no te valoras... (Relacionado con las anteriores).

En consecuencia te relaciones con personas de tu misma vibración. Incluso puedes llegar a enamorarte de alguien así, con la incapacidad de amarte y valorarte hasta llegar a usarte. Pues vibracionalmente percibe tu necesidad de amor. Pero solo refleja la relación contigo mismo. Ámate a ti y amarás al otro y los otros te amarán. 

Esto no es una invitación a que no tengan sexo, al contrario, Hagan el AMOR cuántas veces quieran, pero antes de eso vibren alto, para atraer una persona con la que puedan ser estable y que les ayude a crecer y no que les tiren hacia abajo.

Las personas que vibran alto saben elegir el amor y la luz. Jamás duermas con alguien que no te gustaría ser..


*Autor desconocido.


jueves, 31 de mayo de 2018

QUE TE IMPIDE DISFRUTAR DE TU VUELO




QUE TE IMPIDE DISFRUTAR DE TU VUELO....

Un rey recibió como obsequio dos pichones de halcón y los entregó al maestro de cetrería para que los entrenara. Pasados unos meses, el instructor comunicó al rey que uno de los halcones estaba perfectamente educado, pero que al otro no sabía lo que le sucedía: no se había movido de la rama desde el día de su llegada a palacio, a tal punto que había que llevarle el alimento hasta allí.

El rey recurrió a todo y a todos, pero no había solución. Finalmente, dio un bando entre sus súbditos, y, a la mañana siguiente, vio al halcón volando ágilmente en los jardines. “Traigan al autor de ese milagro”, dijo. Enseguida le presentaron a un campesino. “¿Cómo lo hiciste? ¿Eres mago, acaso?”. Entre feliz e intimidado, el hombrecito sólo explicó: “No fue difícil, su Alteza: solo corté la rama. El pájaro se dio cuenta de que tenía alas y empezó a volar”.

miércoles, 30 de mayo de 2018

RITUALES PARA ATRAER SITUACIONES POSITIVAS A TU VIDA, Y BUENA SUERTE EN TODO LO QUE EMPRENDAS:




RITUALES PARA ATRAER SITUACIONES POSITIVAS A  TU VIDA, Y BUENA SUERTE EN TODO LO QUE EMPRENDAS:

*MUY IMPORTANTE:

Para que los rituales sea efectivos la regla numero uno de ello es tener FE absoluta en ello, estar convencido de que lograras tu intencion, sin esto es totalmente absurdo el intentarlo, y ademas cuando termines tu ritual deberas soltar el pedido al universo, olvidarse de ello si es possible, y solo mantenerte positivo, soltar los apegos al resultado, de esta manera estas enviando un mensaje claro al universo, el cual declara tu intencion y fe en obtenerlo, en el tiempo perfecto de Dios.  Recuerda que “CREER PARA VER”, y NO en "Ver para Creer".... El escepticismo y la duda no da lugar aqui, si es asi pierdes tu tiempo. Ten en cuenta estos consejos para cuando decidas llevarlo a cabo. 


"La fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve".

“Tener fe es tener la plena seguridad de recibir lo que se espera” Hebreos 11:1


Lo fundamental  que debes saber para atraer la suerte es: No son los rituales, o los talismanes lo más importante. Lo importante es tú actitud, tus pensamientos. Siempre mira el lado positivo, pensando que día a día atraes cosas buenas porque te las mereces. Un ritual solo es una proyección de lo que quieres conseguir, las herramientas  son tus pensamientos, se optimista y luchador a pesar de los obstáculos.

Antes de hacer los rituales:

1. Asegúrate que la luna está en fase creciente. La luna en fase creciente es importante para potenciar lo que quieres conseguir,  sea tu suerte, el amor, o el dinero.

2. Desarrolla fe , convicción en ti mismo y en que puedes lograr lo que deseas. Tienes que comenzar dando gracias por lo que ya tienes (aunque sea poco, dar gracias por estar vivo). Antes de pedir hay que agradecer lo que ya hemos recibido. Recuerda lo importante son tus pensamientos dirigidos a lograr tus objetivos.

3. Lo que deseas ha de ser positivo hacia tu persona, nunca deseos negativos que impliquen daño a terceras personas o hacia ti mismo.


RITUAL CON LAUREL : (Este ritual tambien lo puedes realizar en fase lunar LLENA)

Al laurel se el atribuyen propiedades de protección, de canalizar energías positiva. Hay muchos rituales y hechizos a base de Laurel, se considera un árbol de buena suerte. Ingredientes: Un folio de papel, hojas de laurel Como hacer el ritual:

Asegurate que la luna está en fase creciente.

Concéntrate en lo qué más deseas conseguir unos minutos. Escribe en el folio de papel tres deseos que quieras lograr.

A continuación introduces tres hojas de laurel, y doblas el folio 3 veces sobre si mismo concentrándote en los deseos que has pedido.

Guarda el folio con las tres hojas en un lugar donde lo puedas ver todos los días. Esto mantendrá tu convicción en lograr esos deseos. Una vez hayas logrado tus deseos, tendrás que coger el folio de papel y quemarlo agradeciendo, la suerte te haya sido favorable.


RITUAL DEL ARROZ, TRIGO , CANELA Y MONEDAS:

El arroz alimento conocido desde la antigüedad es un símbolo de fertilidad y prosperidad, se le considera augurio de buena suerte, por eso se lanza arroz sobre los novios cuando acaban de contraer matrimonio.
El trigo como el arroz ha sido desde los comienzos de la Humanidad un alimento básico, su uso simboliza riqueza, prosperidad.

La canela es muy apreciada por sus propiedades culinarias es muy valorada en esoterismo como especia que atrae la prosperidad.

Las monedas son la proyección material del dinero que quieres atraer. 

Los Ingredientes que necesitaremos son:

Un vaso de cristal

Un puñado de arroz

Un puñado de trigo

Un poco de canela en polvo

3 monedas de distinto tamaño y valor.
  

El ritual lo realizaremos de la siguiente forma:

Asegúrate que la luna este en fase creciente.

Concéntrate en lo que deseas conseguir. Introduce en el vaso de cristal el arroz, el trigo y las monedas y un poco de la canela.

Concéntrate en los deseos que quieres lograr y a la vez mezcla con las manos los ingredientes dentro del vaso. Luego ponlo cerca de la puerta de entrada a tu hogar, puede ser en un rincón o tras un mueble o si dispones de alguna mesita, también ahí puedes ponerlo.

Este ritual puedes repetirlo cada mes.

Cuando cambies este ritual regala las monedas a una persona que veas necesitada en la calle y los granos puedes esparcirlos en un jardín o en alguna maceta. Lavas el vaso y ya que este seco vuelves a realizar este ritual.


*Fuente, cortesia y autoria de la nota: autocoachingpn.com

viernes, 18 de mayo de 2018

LOS OCHO INMORTALES (FENG SHUI)



LOS OCHO INMORTALES, FENG SHUI, POR ALFONSO LEON.

Los Ocho Inmortales son un grupo de deidades de la mitología China, según existieron terrenalmente en la época de las dinastías. Son adorados dentro del taoísmo y también en la cultura china popular, a través de la piedad y la virtud alcanzaron la vida eterna y la inmortalidad, estos mismos fueron divinizados y están dotados de poderes mágicos, según la leyenda todo lo que tocan lo convierten en oro, cada uno de ellos representa un estado diferente en la vida; pobreza, riqueza, aristocracia, pueblo, juventud, masculinidad, y feminidad, etc.

Descripción de cada Uno de Ellos:

Chan Kuo Lao; Ermitaño, su poder es ser invencible, se le identifica por portar un bambú.

Chun Li Chuan; Es el jefe de los 8 Inmortales, su don es descubrir el elixir de la vida, se le reconoce porque es un hombre grueso, que enseña el vientre, llevando con él un abanico y un melocotón.

Ho Sien Ku; Hija de un tendedero, que comió el melocotón de la inmortalidad convirtiéndose en hada, se le identifica por su traer una flor de loto en su mano izquierda.

Hang Hsiang Tzu; Es el más joven de los 8, su don es hacer crecer y que abran las flores a instante,  lleva en la espalda un saco lleno de flores y se le identifica por llevar una flauta.

Li Tieh Kuai; Es el mendigo que se apoya en su bastón de hierro, tiene un enorme dominio de la magia, y se le identifica por llevar en la mano una calabaza que representa el poder de llevarse el espíritu de los cuerpos.

Lan Tsai Ho; Es la más extraña de los 8 inmortales, se representa con un pie desnudo y se le identifica por que lleva un cesto de flores.

Tsao Kuo Chui; Hijo de militar y hermano de una emperatriz de la dinastía Sung, se le reconoce por su ropa de corte aristócrata, y su emblema es un par de castañuelas.

Lu Tung Pin; Erudito y ermitaño que aprendió los secretos del taoísmo, alcanzo la inmortalidad a la edad de 50 años, tiene poderes sobrenaturales y recorre el mundo cazando criaturas malignas, se representa con un espanta moscas. 


Su uso en el Feng Shui:

El tenerlos en casa, oficina u negocio es garantía de éxito, aportan buena suerte y gran protección, cuando un signo zodiacal está muy afectado por direcciones o estrellas negativas, colócalos en el sector del signo, si lo que quieres proteger es al hombre de la casa, colócalos en el Noroeste o Noreste de la casa.

Los puedes encontrar en diferentes presentaciones, ya sea todos juntos en un barco, en un wulu, o en un árbol en forma de barco, o por separado para colocarlos en cada sector del Bagua de la casa según su representación.

Los ocho inmortales del cielo provienen de la sabiduría taoísta, dicha filosofía busca la iluminación del hombre tras renunciar a todos los apegos mundanos que tiene el hombre con la vida mortal. Esta es una de las leyendas taoístas más hermosas y famosas dentro de las lecciones del Tao.

La leyenda narra cómo ocho seres humanos lograron alcanzar la inmortalidad e, incluso, fueron invitados al Palacio de Jade, hogar de los dioses. Estos ocho seres inmortaless eran: ZhongliQuan, Lü Dongbin, He Xiangu, LanCaihe, Han Xian, Cao Guojiu, Zhang Guo Lao y Li Tieguai. Con ellos tú consagras tu sabiduría, tu salud y una gran fuerza vital dentro de tu vida.

La historia cuenta que se convirtieron en inmortales al abandonar los deseos mundanos de los que son presas todos los seres humanos. Algunos de ellos, como ZhongliQuan, nacieron con un espíritu elevado y desde pequeños dieron muestra de ser humanos especiales; otros vivieron una vida normal hasta que decidieron escoger el camino del tao; tal como lo vivió LüDongbin, quien abandonó una prominente carrera de escribano al lado del emperador para desarrollar su espíritu.

Indiferentemente de su procedencia todos se entregaron a la meditación, la soledad y el estudio profundo de la verdad de la vida poniendo en práctica valores como la disciplina, la constancia y la concentración.

De ellos existen varias representaciones que puedes usar en tu vida para apoyar esa nueva conciencia en donde reconoces que tú tienes lo que requieres para llegar a tu meta y que eres apto para manejar cualquier prueba que se presente en tu vida, bien sea: enfermedad, problemas psicológicos, traumas, miedos, fantasmas del pasado e incluso deficiencias económicas. Si lo quieres así, coloca una representación de estos ocho seres tallados en una calabaza en el Centro de tu casa para activar el bienestar y la salud en tu vida. También puedes ubicar en el Noreste una imagen o escultura de ellos encima de un barco o un tronco que se desliza por aguas tormentosas sin que ellos se vean afectados para atraer a tu vida sabiduría y gran entendimiento.

*Fuente, cortesia y autoria de la nota: Alfonso Leon, Experto en Feng Shui.

miércoles, 4 de abril de 2018

"CARTA A MI PADRE", POR ADAN JODOROWSKY.



"CARTA A MI PADRE", POR ADAN JODOROWSKY.

Querido padre, Alejandro, tú que siempre pensaste que llamar a su padre "Papá" era un error. Que Papá y Mamá eran las primeras palabras que podía pronunciar un bebé y que llamar a sus padres así siendo adulto era mantener preso a sus hijos como niños. Tú que me decías: "no me llamo Papá, me llamo Alejandro, yo no te llamo adad, dada o adadá.."

Escribo esta carta públicamente porque quiero que el mundo sepa que el amor entre padre e hijo existe.

Veo en el planeta cientos de casos con padres ausentes o que no aceptan a sus hijos como son.

Por eso hoy quiero que el mundo sepa cual puede ser una verdadera relación de amor y respeto. 

Espero le pueda servir a este planeta. Que sirva de ejemplo para que el mundo se transforme en algo mejor y dejen de crear guerras que son productos de rabia contenida.

Llamarte Alejandro no me quitó nada, al contrario, no te vi como una figura emblemática, ni como un ser superior, pero como un aliado, un ser lleno de bondad. Llamarte Alejandro es lo más tierno y maravilloso del mundo. Sentirme diferente de los otros niños me dio un gran sentimiento de fuerza.

Nunca me educaste con miedo, nunca me pegaste. Me hablaste, me explicaste y te preocupaste de enseñarme tus pensamientos, dejándome libre de ser el que yo tenía que ser y no el que tú querías que yo sea.

¿Te acuerdas? Te sentabas al lado de mí, leyendo cuentos japoneses para iniciarme a una filosofía de vida.

Has formado mi mente para prepararme como un guerrero a recibir los golpes de la vida, a recibir discursos estúpidos, a recibir la imbecilidad humana. Pero me enseñaste también a reconocer la belleza dentro de la fealdad.

Me acuerdo que un día me dijiste "te voy a enseñar a pensar". Estábamos en España, de vacaciones en una isla. Y todas las mañanas me dabas clases para pensar. Todo padre debería enseñar a su hijo a pensar.

Un niño no es tonto, es como una esponja, lo que le enseñas le queda para toda la vida y lo necesita. Gracias a eso, me marcaste para siempre.

"¿Qué es dios? ¿Qué es el universo? ¿Cuál es nuestra finalidad en este universo? ¿De dónde vengo? ¿Hacia dónde voy? ¿Soy un cuerpo con alma o un alma con un cuerpo? Tu verdad es una verdad pero no la verdad..."

Me enseñaste a hablar como un ser consciente y delicado.

Cuando era niño me hablabas suavemente, como adulto y no me infantilizabas con voz de dibujo animado. Los padres suelen hablar a sus hijos como si fuesen muñecos, pero tú, me hablaste como un ser humano.


Luego, me enseñaste a comunicar con los otros y en lugar de afirmar algo en una conversación, me enseñaste a decir antes de empezar una frase: "según lo que yo pienso y me puedo equivocar".

En una pelea, en lugar de acusar al otro, me enseñaste a decir lo que siento y qué me produce esa discusión.

Nunca me hiciste parte de tus angustias económicas, para que el dinero no sea un peso para mí.

He vivido en un paraíso. Un niño tiene que ver la vida como un paraíso. Lo contrario lo convierte en un ser angustiado con miedo a enfrentar su existencia.

Cuando tenía rabia, en lugar de contenerla, me llevabas por la mano en el jardín y me hacías destrozar una silla en mil pedazos. No puedes saber la alegría que era para mi destrozar esa pobre silla.

Yo te decía: "pero si la rompo ya no vamos a tener silla..." Y tú me decías que no importaba, que ibas a comprar otra. Para ti lo material no tenía ninguna importancia, ningún valor. El único valor que veías estaba en el ser humano.

En lugar de reprimir mi creatividad, me comprabas pinceles para que pueda pintar en las paredes de mi cuarto.

Nunca me prohibiste nada. Cuando hacía un error, hablábamos sobre él y lo arreglábamos. Confiabas en mí, en mis propios límites que me imponía a mí mismo.


Podía hacer y preguntar de todo. Era un niño y se hablaba abiertamente de sexo, sin que la moral religiosa nos haga creer que es algo insano. Cuando alguien tenía sexo en la casa, el día siguiente se celebraba.

Cuando deseaba un instrumento, en lugar de pensar que era un capricho, me comprabas un piano, una trompeta, aunque la usaba sólo un día. Decías que todo sirve en la vida. Y es cierto, todo lo que te pedí y me diste en la infancia, me sirvió. absolutamente todo. No pusiste ningún límite a mi creatividad. Me enseñaste a meditar, me pasaste libros. Aunque tú y mi madre se separaron cuando yo tenía 8 años, nunca me hablaste mal de ella. No intentaste destruir mi mirada de amor hacia ella.

Creaste entre mis hermanos y yo una relación de amor. Sin competencia. Queriendo a cada uno de manera diferente.

Me enseñaste a pensar, a creer que todo era posible en la vida.

¿Y cómo? Te voy a recordar como:

Un día nos paseamos por las calles en París buscando un par de zapatos, y hasta que no encontraba el par perfecto, no nos íbamos a dejar vencer. Entramos en quince tiendas ese día, hasta encontrar lo que realmente quería. Gracias padre de mi corazón, gracias a eso hoy en día, hasta que no esté satisfecho con lo que estoy creando, no me dejo vencer. Me enseñaste también que cuando no se logra algo, se puede tomar otro camino que lleve a lo que deseas.

Cuando me tropezaba en la calle me decías "¡Samurai!" Para que cada paso, cada mirada mía en este mundo sea consciente. El Samurai no se distrae nunca. 

Me siento vivo Alejandro, tan vivo!!!.

Nunca te vi deprimido, ¿te das cuenta? Nunca te quejaste ni te dejaste vencer por el peso de la vida.

Nunca me hiciste parte de tus angustias. Me enseñaste a ser alegre, a pensar que la vida era una fiesta. Me enseñaste a no fumar cuando lo adolescentes empezaban a fumar, me explicaste que yo era un niño seguro de mí mismo, que no necesitaba un cigarro para seducir, ser adulto o ser aceptado por los otros. Me sentía fuerte, tan fuerte.

Me enseñaste a amarme, a respetar mi templo, mi cuerpo.

Te vi escribir toda mi vida ocho horas diarias, dedicado a tu arte.

Encontraste el amor a los 75 años, conociste a Pascale, tu mujer. Y es la historia más bella que he visto en mi vida. Me hiciste creer en la unión de dos personas. Ahora tengo fe en la pareja a cualquier edad.

A veces me preguntas: "¿Cómo te sientes mentalmente, corporalmente, sexualmente, emocionalmente?" Te comunicas con mi ser entero. Cuando llego a tu casa, me siento en frente de ti y me miras, me cuentas tu vida, me preguntas sobre la mía e intentas que nuestros monólogos duren el mismo tiempo. Que la conversación sea equilibrada. Que uno no hable más que el otro.

Te preocupas por mí sin invadir mi espacio. Pero me dices siempre que me amas. Todo padre tendría que decir a su hijo que lo ama.

Cuando era niño y te ibas de viaje, pero me llamabas todos los días, aunque eran dos minutos. Era nuestro trato. Sentí tu presencia. Siempre sentí que podía contar contigo. Cuando decías algo, lo cumplías y no puedes saber lo importante que es para un niño que su padre cumpla lo que diga.


Una vez me fui de vacaciones con la escuela, y me sentí tan mal con los niños, me sentí tan diferente a ellos que te llamé llorando. En la noche misma llegaste con tu coche. Hiciste 400 kilometros para sacarme del infierno. Y regresamos juntos la noche misma. Cantando. Decías que un niño no debe sufrir, que sus primeros años son sagrados.

Siempre olías mi pelo y mi piel diciendo que olía maravillosamente bien. Siempre me dijiste que iba a ser alto, que tenía talento, que era bello, que era un príncipe. Me acariciaste, me tocaste, me abrazaste. Fui un ser amado.

En la mañana tocaba a tu puerta y corría a acostarme al lado de ti y me abrazabas. Yo, la cabeza sobre tu pecho escuchando tu respiración y tu corazón latiendo. Luego ibamos a desayunar en frente de la casa, en un café, y me hablabas de libros, de cine, de los descubrimientos que hacías, de las nuevas ideas espirituales que habías pensado.

En este momento estoy llorando de emoción porque nunca me había tomado el tiempo de decirte todo esto. Eres un padre maravilloso. Mis lágrimas corren, esas lágrimas son gotas de amor.

Siempre me llevaste contigo en tus conferencias, en tus seminarios, te vi hacerle bien a la gente, darles sonrisas, calmar miedos.

Hemos colaborado en teatro, en cine, en mis canciones. Qué maravilla poder crear algo con tu familia.


Cuando tenía una duda siempre estuviste presente. Tan presente que hoy en día si ya no estuvieses a mi lado, escucharía tu voz en mi mente aconsejándome. Te tengo marcado en mí como un tatuaje para siempre.

Me salvaste Alejandro, en este mundo tan cruel, en este caos que es la vida, en esta locura donde vivimos, me mostraste lo más bello. Me alejaste de todo pensamiento burgués, de toda ilusión, de todo pensamiento religioso, de toda moral, me enseñaste a no tener límites. Me enseñaste que soy un ser libre. Libre de la locura humana, libre de guerras, de miedos, me enseñaste que la realidad donde vivimos no es la única realidad, me enseñaste que mi territorio no es una casa, un país o un mundo, sino el universo entero, el infinito.

¿Por qué me hacías pintar en las paredes de mi cuarto? Me lo he preguntado mucho. ¿Por qué dejarme esa libertad de hacer lo que quería en mi habitación? Entendí que me enseñabas a crear, a liberar mi mente, vivir sin ataduras, sin paredes. Esas paredes eran ilusorias, invisibles y pintándolas podía pasar a través de ellas.

Me ensañaste a hablar, ni poco ni demasiado. Me enseñaste a respetar el campo energético de los otros. Me enseñaste a contar con las cartas del tarot. Y me mostraste que los símbolos son arte. Me enseñaste que la vida es mágica y que el milagro está por todos lados. Me enseñaste que Dios es una energía que nos acompaña, y no un ser severo inventado por escritores.

Me abriste una cuenta en una librería y gracias a ti descubrí la poesía.

¡La poesía! Me acuerdo que nos sentábamos todos en la mesa del comedor, y cada uno de nosotros leía su poema.


Nunca tuviste amigos inútiles, la única gente que entró en tu casa fue la que querías ayudar o personas con talento. Poetas, filósofos, cantantes, doctores, zapateros, santos, todo tipo de gente pero con alma y contenido. Nunca perdiste tu tiempo en conversaciones vacías.

Nunca te he visto borracho ni drogado.

Solo te vi desarrollar tu mente y tu talento de forma positiva con finalidad de cambiar el mundo y aportarle algo.

Te sentiste durante años un escritor fracasado, y mirá lo que lograste. A los sesenta años te liberaste de ese sentimiento y publicaste más de treinta libros, hoy tienes ochenta y cinco años y eres un escritor completamente realizado. Todo eso por creer en ti. Qué ejemplo. ¡Cuánta gente no cree en lo que es, buscando una salida, buscando felicidad sin ver que todo el contenido está vibrando en ellos desde siempre!


Me hablaste de la vejez como algo bello y gracias a ti disfruto cada año que cumplo sin temerle a la muerte. Gracias a ti veo que todo es posible en esta vida, en cualquier momento.

Veo el amor que tienes en tus ojos, veo el amor en ti cuando me miras, me amaste y diste tanto que te amo sin límites. Tú creaste ese ser que te está escribiendo. Tú creaste mi amor hacia ti. Aplicaste perfectamente esa frase que escribiste y resultó ser verdadera:

Lo que das te lo das, lo que no das te lo quitas.

Gracias por haberme regalado esta vida.

Tu hijo Adán que te ama.

“Carta a un padre”, de Adán para Alejandro Jodorosky.

*Gratitud infinita por la autoria y cortesia de la nota: http://evolucionycambio.forosactivos.net

martes, 3 de abril de 2018

TRATAMIENTO DE MERECIMIENTO




TRATAMIENTO DE MERECIMIENTO

Yo me merezco todo lo bueno, no algo, un poquito, sino todo lo bueno.

Ahora disuelvo cualquier pensamiento negativo o restrictivo. Me libero y disuelvo todas las limitaciones del pasado. No me ata ningún miedo ni limitación de la sociedad en la que vivo. Ya no me identifico con ningún tipo de limitación.

En mi mente tengo libertad absoluta.

Ahora entro a un nuevo espacio en la conciencia, en donde me veo de forma diferente. Estoy creando nuevos pensamientos acerca de mi ser y de mi vida. Mi nueva forma de pensar se convierte en nuevas experiencias.

Ahora sé y afirmo que formo una unidad con el Próspero Poder del Universo. Y por lo tanto recibo multitud de bienes. La totalidad de las posibilidades está ante mi.

Merezco la vida, una vida buena.

Merezco el amor, abundante amor.

Merezco la salud.

Merezco vivir cómodamente y prosperar.

Merezco la alegría y la felicidad.

Merezco la libertad, la libertad de ser todo lo que puedo ser.

Merezco muchas cosas más que todo eso: merezco todo lo bueno.

El Universo está más que dispuesto a manifestar mis nuevas creencias y yo acepto la abundancia de esta vida con alegría, placer y gratitud. Porque me lo merezco, lo acepto y sé que es verdad.


HECHO ESTA!.