Seguidores

jueves, 3 de julio de 2014

PARA FORMAR TU PROSPERIDAD (METAFISICA)


Lo que sucede a muchas personas devotas y criadas en las diferentes doctrinas, es que creen en la separacion del cielo y de la tierra, del cuerpo y del Espiritu, como si Dios estuviera en el uno y no en el otro. Tu oyes mucho decir por alli: "Que se va a ocupar Dios de esas cosas?" Como si Dios pudiera dejar de ocuparse de su propia esencia! Cuando la Biblia dice "Dios esta en todas partes" no sugiere que Dios esta en las cosas grandes y no en las pequenas. "Todas partes" no necesita calificacion. Significa EN TODAS PARTES, EL TODO Y LAS PARTES....

Nuestros cuerpos están en tierra. No faltaba más que Dios fuera a despreciar los templos que EL mismo ha creado para poder habitar la Tierra, precisamente porque está en la Tierra y no en el espacio sideral, ¡ah, caramba!

El Padre, que nada ha desatendido, nos ha puesto la manera de crearnos TODO, TODO, TODO lo que nos sea menester en este plano y en todos los planos. La lección nos la ha dado en el Padre Nuestro de cada día dánosle hoy . . . Eso significa que tenemos que reclamar lo que necesitamos y que es nuestro, ya. Pero nadie, sino nosotros mismos, puede saber qué es lo que nos hace falta. La palabra PAN cubre todo: dinero, ropas, viajes, estudios, comida, compañía, distracciones, trabajo, etc. Y como SOMOS TODOS EL HIJO DE DIOS, ESENCIA DEL PADRE, nos ha dado la fórmula mágica para reclamar, pedir, decretar o crear y que nos caiga YA, YA, YA, sin demora alguna. Y es usando el nombre del PADRE, que es "YO SOY".

"Al pronunciar las palabras YO SOY, dice Saint Germain, toda la creación y todas las esencias creadoras se detienen en suspenso, esperando lo que viene después para producirlo al instante. Tan poderosa es la palabra, el Logos creador "YO SOY", que se pone en movimiento todo atributo de Dios, y que si lo dejamos quieto, la manifestación es instantánea. Lo que pasa es que, o ponemos duda, temor, o palabras contrarias, negativas como las que tú pronuncias tantas veces en cinco minutos, y se desbarató la creación que nos debería salvar. Porque, no te engañes, la misma fuerza con que sale el "YO SOY" a cumplir el mandato positivo, cumple el mandato negativo si se le ordena: cada vez que uno pronuncia un "YO SOY" o un "ESTOY" (porque es la misma persona quien habla); por eso las personas pasan años en un bajón sin poder surgir de abajo.


Ocurre que las personas a quienes se les enseña esto, a veces les da pereza la tarea de corregirse poniéndose atentos a todas sus expresiones, y para salir del paso dicen: "Yo no creo eso" creyendo que así van a eliminar la acción de la Ley. Pero la ignorancia de la Ley no quita el castigo. Lo que han hecho en realidad es desperdiciar la oportunidad de sentarse por fin en el Cielo, y la oportunidad puede que no se vuelva a presentar en muchas vidas.

Ponte ya a ordenar lo que te pertenece: 

"YO SOY la Presencia de Dios en mi negocio, en mi vida, en todos mis asuntos. YO como hijo de Dios no puedo carecer de nada, mucho menos de dinero cuando éste es el símbolo de la sustancia y la abundancia de Dios en la Tierra. YO SOY la riqueza de Dios. YO SOY la afluencia y la abundancia de todo lo que YO pueda necesitar. Como es Arriba es Abajo y si Arriba tengo yo la Paz y el Orden, abajo NO PUEDO TENER ANGUSTIA Y DESORDEN. Arriba y Abajo son una misma cosa. Gracias Padre que me has oído y siempre me oyes."

Ponte a ordenar YA y hasta cuatro veces diarias lee este escrito, o repite las afirmaciones que te he dado. Por una semana entera vas a hacer esto. Tú tienes mucho que hacerte perdonar porque no has hecho sino decretar pobreza, limpieza de bolsillo y Banco, "no puedo, no tengo, no hay". Que es eso Señor ¡ ¡Todo eso es mentira y tú mientes a cada paso de cada día!!!


Yo te veo perfecto, hermano. Tú eres bueno, bondadoso, piadoso, noble, eres un encanto. Sólo te veo un defecto espantoso. Menos mal que es inconsciente, pero como ya te dije, la inconsciencia o ignorancia no quita el castigo y tú tienes la prueba. El defecto es que vives pregonando a los cuatro vientos la pichirrería de Dios, la mezquindad y la avaricia del Padre. Cada vez que tú dices "Este negocio", como ese negocio te representa a tí y tú eres "YO SOY", tú estás difamando a Dios en tí y decretando constante miseria.

Decreta lo siguiente:

"En nombre de mi Presencia Yo Soy, ordeno que no vendrá absolutamente nadie con una cuenta hasta que en esta caja haya lo suficiente con qué pagarla. Ordeno que jamás vendrá una cuenta si en la Caja no hay lo suficiente para cubrirla, y que SIEMPRE, habrá con qué cubrir ampliamente y sobrancero todo lo que sea menester. Lo decreto en Armonía para todo el mundo, bajo la Gracia y de Manera Perfecta. Gracias Padre".

Todas las mañanas bendice tu negocio, bendice todo el que necesite un algo que tú puedas suministrarte, rodea de amor a todo el que te deba dinero y pronuncia por ellos:

"Sólo la Presencia de Dios YO SOY actúa en ellos". Bendice tu cuenta de banco, bendice la caja y di al mismo tiempo "Yo Soy la Presencia de Dios en esto". 

Y si tú cumples con Dios en esta forma, con todo tu empeño, tu disciplina y tu voluntad, verás milagros. Repite todas las mañanas al despertarte: 

"Gracias Padre que el día de hoy todo está cubierto". 

El secreto de esto es que no existe el futuro sino el Eterno Presente. Estas decretando para siempre, para el Eterno hoy, y cuando por orden divino vayan cayendo las cuentas por pagar, las obligaciones y los "imprevistos" ya están cubiertas en hoy, constante y eterno.
Publicar un comentario